Como la naturaleza comienza a florecer, nuestro cuerpo empieza a cambiar, para preparar una nueva estación. En este momento, es donde nuestros patógenos se ven mas frágiles y donde es recomendable hacer una limpieza para que la flora buena predomine en nuestro sistema digestivo y nuestra salud, de cara al verano, no se vea deteriorada, mostrándose mas catarros, alergias, cansancio…

Para ello, una alimentación limpia, es la base. ¿Que quiero decir con una alimentación limpia? Se preguntaran muchos, pues bien, no es mas que priorizar verduras y frutas de temporada así como de la zona, reducir carnes rojas, eliminar leche y derivados, gluten, alimentos procesados… es decir, todo lo que se aleje de una alimentación saludable para nuestro organismo. Que en eso consiste venir a mi consulta, en enseñar este aspecto.

Todo esto, puede ser suficiente para ciertas personas, teniendo una salud aceptable y pasar la primavera sin problemas, pero en ciertos casos, yo recomiendo echar mano de suplementacion a base de pomelo, ajo, romero, aceites esenciales como el clavo, canela… cura con tinta de nogal negro clavo y ajenjo… existen mil tipos de limpiezas de organismo. Hay que personalizar, y ver que es lo que mejor le iría a cada persona, ya que cada sistema digestivo es un mundo y no existe la misma tolerancia a estos componentes.

Yo recomiendo dos curas al año, primavera y otoño, donde es momento de atacar al enemigo, ya que están en pleno proceso de reproducción y por ello mas debilitados. Todos estos patógenos, son los que desencadenan muchas patologías, por ello hago siempre especial importancia en un INTESTINO LIMPIO, eliminando una disbiosis intestinal.

Dando estas pinceladas a lo que seria una limpieza, evidentemente ni se os ocurra hacer esto por vuestra cuenta, ya que hay que saber QUÉ DOSIS, QUÉ COMPONENTES y QUÉ DURACIÓN en cada caso, tiene que darse. Para eso estamos nosotros, profesionales de la salud y de la micronutricion, como terapias complementarias.

Feliz vuelta a la rutina equipo, espero que hayáis recargado pilas para comeros la primavera y que ella no te coma a ti! Límpiate por dentro y florece!

Vanessa Rebouil, YSSANA